DB Multiverse

News Lectura Minicomic Fanarts Los autores FAQ Hilo RSS Bonus Eventos Promos Afiliados Torneo Universos
                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               

Dragon Ball Multiverse: la novela

Escrito por Loïc Solaris

Adaptado por Killcrom, Bardock, Genghis Khan, Yoshio, NappaSSJS, Kugan, Marcelo Pérez y Alice. Agradecimientos a Adrián_Traductor y King Suguru

¡Redescubre la historia de Dragon Ball Multiverse cargada de nuevos detalles y matices! Esta novela está confirmada como canon por Salagir, quien también ha incluido sus propias adiciones, las cuales no han sido vistas en el manga. Por lo tanto, ¡esta novela es un anexo casi necesario para todo fan de Multiverse!

Próxima página en: 6 dias, 1h.

Intro

Parte 0 :0
Parte 1 :12345

Round 1-1

Parte 2 :678910
Parte 3 :1112131415
Parte 4 :1617181920
Parte 5 :2122232425
Parte 6 :2627282930

Lunch

Parte 7 :3132333435

Round 1-2

Parte 8 :3637383940
Parte 9 :4142434445
Parte 10 :4647484950
Parte 11 :5152535455
Parte 12 :5657585960
Parte 13 :6162636465
Parte 14 :6667686970

Night 1

Parte 15 :7172737475
Parte 16 :7677787980
Parte 17 :8182838485
Parte 18 :8687888990

Round 2-1

Parte 19 :9192939495
Parte 20 :96979899100

Round 2-2

Parte 21 :101102103104105
Parte 22 :106107108109110
Parte 23 :111112113114115

Night 2

Parte 24 :116117118119120

Round 3

Parte 25 :121122123124125
Parte 26 :126
[Chapter Cover]
Parte 16, Capítulo 79.

PARTE DIECISÉIS: RETROSPECTIVA

Capítulo 79

Traducido por NappaSSJS / Encodeo por Alice


Las tres chicas del Universo 6 regresaron a su apartamento antes que Bojack y Bujin fueran al suyo. Y, a fin de evitar la visita sorpresa de 'huéspedes' no invitados, pidieron a un Varga que montara guardia en su puerta para evitar que Bojack o su secuaz pudieran entrar.

Por supuesto, si el pirata espacial realmente hubiera querido entrar, no había ni un solo Varga que pudiera impedírselo... pero era más reconfortante para las chicas el tener algún medio de disuasión que no tener ninguno, aunque fuera una seguridad sólo aparente. Las chicas tenían un plan, y ellas no podían darse el lujo de pasar por alto incluso el más mínimo detalle, con tal de no fallar.

Estaban reunidas alrededor de la mesa en su apartamento, discutiendo sus planes en profundidad antes de irse finalmente a dormir. A lo largo de la noche sintieron simpatía y desdicha, sus pensamientos se centraron en la desafortunada Syd; que había sido fríamente asesinada por un Saiyano que parecía tan maquiavélico como el propio Bojack.

En su universo, Bojack era el enemigo número uno. De vuelta a casa, en su pequeño planeta pacífico todos lo conocían, así que se escondieron cuidadosamente de él. Como muchos otros, ellas sabían que la mejor oportunidad para evadir al pirata era simplemente desaparecer. Jet y sus amigas eran miembros de un grupo de magas experimentadas, una línea que se extendía por varias generaciones. Ellas no eran muy numerosas, y habían mantenido su existencia como un secreto bien guardado. Y de hecho tenía su justificación, ya que sus poderes fueron muy codiciados.

Cada mujer tenía una especialidad, un regalo único que desarrollaba a lo largo de su vida. En los últimos años, ellas habían tratado de formar un grupo de élite que pudiera ser capaz de hacerle frente a Bojack, si fuera necesario.

Inicialmente, las esperanzas de todas fueron depositadas en Kat, la más poderosa físicamente. Además de su gran fuerza, ella tenía el poder de la atracción sexual, con el que lograba la manipulación de las mentes masculinas más frágiles. Ciertamente, sin embargo, eso no funcionaría contra Bojack; las magas sabían que él tenía una voluntad demasiado fuerte; Por lo tanto, no podían confiar en dicho poder para vencerlo. Aunque sus poderes eran muy superiores a cualquiera de las otras magas que se reunieron, ella no era su única defensa contra el tirano del universo.

También estaba Syd, quien tenía el poder de intercambio de cuerpo. Esto le permitía, si ella estaba abrumada por su oponente, recuperar la ventaja mediante el canje de géneros con su enemigo. Ella consideraba el impacto psicológico de tal transformación muy útil, pero además éste también dividía el poder de sus enemigos de forma pareja entre ambos; Otra ventaja útil. Su capacidad podría resultar muy útil si alguna vez quisieran disminuir los poderes de Bojack... pero durante el torneo, ese movimiento había sido un completo fracaso, que le costo a Syd su propia vida contra Vegeta del Universo 13.

Luego estaba Jet, la líder de la pequeña escuadra, quien tenía poderes telepáticos.

"¿Qué están pensando en este momento?", Preguntó Mai.

"No puedo leer nada por el momento; Estos apartamentos están aislados de alguna manera. Pero antes, descubrí algunas cosas interesantes".

"¿Como cuáles? ¿Que Bojack está loco? ", Respondió Kat.

"Por ejemplo..." hizo una pausa, sabiendo que esto era lo que todas temían, "él planea matarnos cuando todas regresemos a nuestro universo. Pero su compañero, Bujin, ha comenzado a cuestionarlo. Está cansado de Bojack. Podría ser una oportunidad muy interesante, una que podríamos aprovechar".

"¿Quieres decir... un aliado potencial?", Dijo Kat en voz alta.

"Tal vez..."

Kat lo pensó unos segundos, pero la idea de asociarse con un asesino no le agradaba, aunque pudiera ser de utilidad. Ella no podía olvidar todas las horribles historias que había oído acerca de la pandilla de Bojack; desde la infancia le habían perseguido en sus pesadillas.

Todavía asustada, Kat decidió seguir discutiendo:

"Escucha, no podemos seguir así por mucho más tiempo, ¡esto tiene que terminar pronto! ¡Syd ya está muerta y casi morí también! Jet, quizas deberíamos retirarnos".

Su líder simpatizaba con ella, pero se apresuró a recordarles todo lo que estaba en juego.

"Lo sé... pero tenemos que esperar a que ella reviva. Todavía necesitamos un poco de paciencia, ¿está bien? Mai, dinos cuanto tiempo necesitas".

La cuarta chica se concentró un momento, imaginándose el rostro de Bojack en su mente, y luego miró a los ojos de su líder.

"Otro día y estaré lista... entonces Bojack será destruido."

La magia de Mai, cuando la controlaba, era la más poderosa de todos: el único poder que podría derrotar a Bojack. Ella era la verdadera razón por la que se habían quedado en el torneo. La única desventaja de sus habilidades era que una vez que estaba cerca del objetivo, se necesitaban varias horas usando su poder para que tuviera efecto. Y era aún más tardado el realizarlo, especialmente, si el oponente era increíblemente poderoso.

"Necesito permanecer cerca Bojack un rato más", pensó Mai. "Pero aún así, ¡somos increíblemente afortunadas! Este torneo es una oportunidad inesperada y perfecta, es justo la que hemos estado esperando!"

De hecho, durante años, habían buscado una manera de derrotar Bojack, pero todo fue en vano. Pero un día, una hermana de ellas, una cuyo don era ver en el futuro, tuvo una revelación profética. Vio a una raza de criaturas con aspecto de pájaro, llamados Vargas, venían con la intención de invitar a Bojack a su torneo en otro universo. Pero de acuerdo a la visión, se suponía que las chicas también serían detectadas por estos Vargas, y algunas de ellas incluso participan. Al final decidieron actuar, saliendo de su escondite y disponiéndose a ser detectadas por éstos Vargas. Y si no hubieran utilizado esta estratagema que atrajo los Vargas a ellas, nunca hubieran sido descubiertas...

Este torneo fue la solución ideal. Mai podía mantenerse sólo a unos metros de Bojack sin estar en peligro. Este plan había sido desarrollado para que pudieran evitar el destino de convertirse en las siervas de Bojack... o peor; si fallaban, ellas sabían que tenían una breve esperanza de vida de sólo unos pocos días. Muchas opciones se habían considerado, pero ninguna tuvo aprobación, excepto esto. Ellas no se habían atrevido a tratar de colarse en su palacio principal; no porque él tuviera guardias extremadamente eficientes, sino simplemente porque Bojack poseía sentidos muy agudos. Zangya también podía detectar cualquier persona sospechosa a kilómetros de distancia. Además, ella se había convertido en la amante de Bojack. Pero a pesar de todo el tiempo que había estado con él, seguramente la matarla como a cualquier otro siervo si la situación así lo requería.

En frente de su apartamento, Bojack y Bujin parecía tener una pequeña celebración... Bojack sobre todo. Él había estado bebiendo de una botella negra de licor, festejando por haber matado a su oponente. Bujin, sin embargo, estaba simplemente allí sentado sin hacer nada en su silla; en contraste, Bojack apoyó los pies sobre la mesa. Bojack levantó su botella en un brindis, mientras el líder pirata le sonrió a su subordinado.

"Brindemos... por nosotros, ¡los sobrevivientes!"

Luego levantó torpemente toda la botella y empezó a beber directamente de ella grandes sorbos de alcohol; en lo que a él concernía, proporcionarle alcohol fue la mejor cosa que los Vargas habían hecho hasta ahora.

"¿Te das cuenta que sólo quedamos nosotros dos del grupo original? Es una locura, ¿verdad?" dijo después de vaciar la mitad de la botella.

'¡Pero claro que lo sé!' pensó su compañero.

Bojack era demasiado obtuso como para darse cuenta del hecho de que Bujin tenía un gran odio y frustración acumulados. Claramente, estaba harto de trabajar para él... harto de él, punto.

Finalmente su grupo se había reducido a sólo dos de ellos, aunque eso sería temporal. Al final del torneo serían los tres de nuevo. 'Zangya revivirá de nuevo... ¡a menos que tu planees matarla de nuevo!'", Pensó mientras seguía viendo a su jefe bebiendo.

"¿Cuántos éramos originalmente? Veinte... treinta?" -preguntó Bojack, quien no se percataba de que Bujin no estaba disfrutando en lo absoluto de su pequeña conversación.

"Veintisiete", respondió el secuaz con frialdad.

"¡Ja, ja! Ellos no eran muy resistentes realmente ¿verdad?..."

¿Y quién era la culpa? de Bojack, de nadie más, ¡que de un grupo de veintisiete personas ahora sólo quedaban dos! Bojack no era más que un líder caótico: torpe, precipitado, el tipo simplemente se lanzaba a toda velocidad en una pelea contra la multitud. Él era poderoso, cierto, pero igual también ridículo y temerario. Él nunca tenía un plan. Por supuesto... el era, después de todo, cuatro veces más fuerte que los demás, aun cuando también los demás habían encontrado una manera de transformarse y volverse más poderoso, como Gokua y Bido.

Bojack no era un líder, ni un comandante o un estratega. Él era un solitario que hacía todo lo que le daba la regalada gana. Y por un breve momento, otros acudieron a él y se reunieron a su alrededor y él sólo decidió permitirlo... eso era todo. Por eso, en vez de ser los amos del universo, no eran más que un puñado de locos violentos, ahogándose en la riqueza hasta que se aburrieron y decidían cambiar de planetas, destruyendo y matando todo a su paso.

Bujin, al igual que el resto del equipo, había disfrutado de la violencia gratuita al cometer su parte de atrocidades. Pero eso fue hace décadas, prácticamente toda una vida diferente. Ya era hora de seguir adelante, ¿no?

Bojack consideró que Zangya murió miserablemente, y por lo tanto, que ella no merece vivir. La misma opinión tenía para cualquiera de los que alguna vez fueron sus compañeros, ahora muertos. Esos mismos compañeros que no dudaron en sacrificarse por él de buena voluntad. Bojack era una persona que nunca dudaba, y él sacrificaría cualquier cosa para conseguir lo que quería, incluso a un camarada. Si Zangya resucitaba al final del torneo, Bujin tenía no tenía duda alguna de que Bojack acabaría por matarla de nuevo una vez que regresaran a casa.

Y Bujin terminaría a solas junto con él, como ahora, al menos hasta que su líder piense que también su existencia es miserable y decida deshacerse de él, justo como le sucedió a los otros. Estaba convencido de que éste sería su destino futuro.

A menos que pusiera en marcha un plan para revelarse contra él en cualquier momento, cualquier pequeña posibilidad para lograrlo sería bienvenida, pero tendría que considerar cualquier detalle antes de que pueda empezar, por ejemplo, ¿que tal si Bojack impidiera que Zangya fuera a revivir?

Bujin reflexionó, recordando los momentos en que todo estaba bien, cuando no tenía una sola preocupación en el mundo. Una época en la que eran los más fuertes. No fue suerte o coincidencia, tampoco. No, ellos merecían ser los más fuerte y trabajaron duro para ello y siempre por una buena razón.

Un día, ellos fueron puestos en libertad de repente, libres de su encarcelamiento sobrenatural. Bojack y el resto de su pandilla nunca supieron por qué, sólo llegó sin ninguna explicación aunque tampoco esperaban recibir alguna. Ellos pensaban que simplemente podrían volver a su antiguo estilo de vida y continuar con lo que estaba haciendo antes de que fueran encarcelados, pero Bojack se distrajo por una poderosa fuerza que emanaba de un planeta muy lejano en el espacio. Inmediatamente, sin hacer preguntas, le ordenó a su grupo que la investigaran.

Fue la energía de Gohan y Cell lo que había sentido. Los dos estaban luchando en la Tierra, justo después de que Goku se hubiera sacrificado en vano; teletransportando a Cell al planetoide del Kaio donde podía explotar sin destruir la Tierra. Pero la muerte del rey Kaio había debilitado el encarcelamiento de la pandilla de Bojack, que fue capaz de liberarse, para posteriormente ir a investigar el planeta azul.

Sin embargo, les tomó varios días en llegar, ya que era una distancia bastante larga hacia la Tierra. Al llegar se detuvieron para contemplar el mundo, el planeta más hermoso que habían visto en su vida. Viendo una nueva oportunidad para apoderarse de algo que deseaban, decidieron apropiarse de él.

Los residentes del planeta eran patéticamente débiles, aunque extensos en número. Aún así, con el poder de ellos cinco, se convertirían en los amos de la Tierra en un solo día. Pero, extrañamente, la Tierra tenía algunos combatientes excepcionalmente poderosos, que se levantaron ante ellos y les bloquearon el camino a la conquista, algunos excepcionalmente poderosos para ser humanos. Pero otros tenían distintos orígenes. Había tres Saiyanos y un guerrero Namekiano... aunque en un principio, sólo los tres seres humanos, el Namekiano, y dos de los Saiyans trataron de detenerlos.

Antes de encontrarse con los combatientes, habían vagado por los alrededores y vieron un gran torneo a punto de tener lugar en una isla. Por mutuo acuerdo, ¡decidieron animar la fiesta y participar! aún sin invitación. Cada miembro del grupo se separó, para hacer frente a uno de los cuatro rivales en duelos de uno a uno. Así es como Gokua terminó eligiendo luchar contra un hombre joven con una espada en la espalda, igual que él. Se acercó casualmente a su oponente pensando que sería una presa fácil. Pero fue una mala elección ya que éste guerrero no era un terrícola, incluso después de ampliar su poder mediante la transformación, Gokua era nada comparado con el Saiyano. Durante su último e igualmente inútil intento de ganar, Trunks atravesó directamente el vientre del guerrero de piel verde, la muerte de Gokua fue transmitida a miles de espectadores terrícolas.

No pasó mucho tiempo antes de que el resto de la pandilla de Bojack se viera en la misma situación, luchando contra los más poderosos guerreros de la Tierra.

Ambos grupos se enfrentaron, pero eso fue sólo la primera ronda. Mientras que los terrícolas habían exigido que Bojack y su pandilla se fueran de inmediato, el líder de los piratas tenía otros planes. Negarse a ir sin una pelea, propuso uno contra uno, su equipo contra los terrícolas en buena lid. Pero el Namekiano profirió un insulto y se lanzó contra el grupo. Bido intervino rápidamente y se enfrentó a su nuevo oponente. El pequeño terrícola calvo ayudó a Trunks, y juntos atacaron Zangya. Bujin quería luchar contra el hombre de la cicatriz, pero Ten Shin Han, el hombre con tres ojos, intervino para ayudar. Bojack encaró al último enemigo que quedaba: el más joven, un Saiyano.

El chico dio buena pelea contra el líder del Bojack Gang, pero él todavía no se había transformado ni había comenzado a usar su verdadero poder. Bujin, sin embargo, no tuvo problemas para deshacerse de los dos terrícolas, derrotándolos rápidamente. En otros lugares, Bido estaba a la par con el Namekiano, y Zangya se divertía con el pequeño calvo mientras esquivaba al Saiyano. Cuando éste se enojó y se hizo más peligroso, ella pateó a Krilin lejos de allí con el fin de tratar adecuadamente con un oponente más digno. Si Gokua había sido derrotado por él, significaba que Trunks podría ser potencialmente una amenaza para ella también. Ella en realidad se encontraba esquivando, estratégicamente tratando de evitar su propia muerte hasta Bujin pudiera venir y ayudarla. Cuando finalmente lo hizo, él utilizó su técnica de lazos de energía mágicos para detener Trunks, paralizarlo, y drenar su energía.

Bojack golpeó fuertemente a Son Gohan, enviándolo a estrellarse contra un edificio que se derrumbó tras el impacto. Rápidamente aprovechó este respiro y se apresuró a ayudar a Bido contra Piccolo; los dos estaban en casi igualdad de condiciones. Bojack le ordenó a su secuaz que ayudara a Bujin y Zangya, mientras él mismo se encargaría del Namekiano. A pesar de todos los esfuerzos de Piccolo, no podía hacerle frente a Bojack.

Zangya quería jugar un poco más, así que cuando Trunks fue nuevamente paralizado debido Bujin, asistido por Bido, ella buscó a Krilin nuevo. Todavía estaba inconsciente. Manteniendo todo el rato un ojo en el Saiyano, se preparaba para matar al terrícola calvo. Pero ella no había previsto la intervención de otro guerrero, una mujer rubia.

"¡Déjalo en paz!" Ella exigió.

"¿Quién eres tú, su novia o algo así?" Zangya replicó.

La mujer no respondió. Curiosa, la pelirroja dejó caer a Krilin y se volteó hacia ella. Estaba dispuesto a aceptar el desafío. "Pero antes de comenzar, una última cosa…" Zangya sonrió con malicia. Luego sin mirar, alargó una mano hacia el ser humano y disparó una ráfaga de energía en su cuerpo inconsciente que luego explotó inmediatamente.

La rubia gritó de rabia y se abalanzó sobre Zangya. Su lucha comenzó cuando Trunks todavía estaba inmovilizado por Bujin y Bido, su lucha cada vez más desesperada. Ellos estaban en completo control. Juntos, ellos eran más fuertes que Trunks. Entonces, finalmente, ya sin energía, el Saiyano se hundió en la inconsciencia. Ambos miembros de la pandilla Bojack se rieron del cuerpo inerte del guerrero. Pero una vez más, a pesar de que sería la última vez, alguien interrumpió. Otro Saiyano acababa de llegar.

"¡Voy a matarlos!", dijo el príncipe saiyano, avanzando hacia ellos.

No estaban impresionados, pero Bojack aún quería divertirse con él. Vegeta al instante se convirtió en un Super Saiyano, al igual que Trunks y Gohan antes que él, y se arrojó contra Bojack. Disparó rayos rápidos, pero Bojack los bloqueó sin mucho esfuerzo y luego contraatacó. El Saiyano logró parar algunos de los golpes del líder, pero pronto se dio cuenta de que estaba superado y que no podría ganar.

Bojack noqueó a su tercer oponente en un abrir y cerrar de ojos. No muy lejos de él, Zangya acababa de terminar con su oponente también. Androide 18 le había causado algunos problemas, pero no muchos; ella había sido derrotada.

Los cuatro miembros de la banda se reagruparon en torno Bojack para saborear su victoria, pero Gohan había regresado. Al ver a sus amigos al borde de la muerte y a algunos ya sin vida, gritó y se convirtió de nuevo en un Super Saiyano.

"¿Ah? ¿El pequeño cachorro se enfadó? "Bojack rió. "Deja de lloriquear enano, pronto te unirás a ellos."

Bojack ahora tenía derecho a una nueva batalla contra el joven Saiyano, cuya ira parecía haber restaurado su fuerza con creces. Desafortunadamente, él no se contenía esta vez. Él era, con mucho, el más fuerte de los dos, y tuvo el gran placer de demostrarlo; Bojack torturó al muchacho, aplastando sus huesos y órganos mientras apretaba lo destrozaba. Gohan gritó de dolor, sus largos gritos penetrantes y terribles, hasta que finalmente, el joven Saiyano murió. Con una gran sonrisa en su rostro, Bojack dejó caer su presa sin vida en el suelo, riendo.

"Muy bien. ¡Ya es tiempo de matar al resto!"

De repente, detrás de él, una energía fuerte sacudió el suelo. De pie en la parte superior del edificio destruido estaba el Namekiano, cuya ira había explotado.

"¿Otro imbécil enojado?", dijo Bojack.

"¡GOHAN!", Exclamó Piccolo justo antes de lanzarse a atacar al líder de la banda de Bojack.

Y por una vez en su vida, Bido tomó la iniciativa. Él quería terminar su pelea de antes. Él apareció frente a Bojack y lanzó un poderoso ataque que el Namekiano logró evitar por un margen muy estrecho. Pero Piccolo respondió con una patada de remolino a la cara de Bido. Sin embargo, esta vez la criatura simplemente sonrió.

"¡Fuera de mi camino!", Exclamó el Namekiano, lanzándose con una avalancha de ataques a su oponente.

Ellos lucharon durante mucho tiempo en el cuerpo a cuerpo, donde respondían golpe por golpe, pero ninguno de ellos fue capaz de ganar la ventaja. Pero esto le permitió despertar a Trunks, quien se elevó en el aire con un poco de dificultad ya que todavía estaba entumecido. Cuando vio a Piccolo luchar y a su padre inconsciente junto a él, de inmediato se preguntó dónde estaba Gohan. Fue entonces cuando vio al chico que yacía muerto en el suelo; inerte, sin vida a los pies de su asesino.

Su propia ira repente irrumpió en la superficie y Trunks se comenzó a transformar una vez más, esta vez con toda su energía. Sus músculos se expandieron hasta rasgar su chaqueta. Su pelo estaba erizado en hebras irregulares más finas encima de la cabeza. Él estaba decidido a vengarse por el asesinato de su mentor, y ahora tenía la fuerza para hacerlo.

Bujin luego miró a Zangya, que comprendió de inmediato. Juntos, rodearon Trunks y volvieron a usar la misma técnica paralizante de antes. A pesar de la fuerte voluntad de los Saiyanos, Trunks no podía encontrar la manera de escapar de los lazos poderosos; su fuerza se debilitó a la nada en cuestión de momentos. Una vez más, no podía mantener a su transformación de Super Saiyano.

"¡Trunks!" Piccolo gritó, preocupado.

Pero Bido, aprovechando la ventaja momentánea, dio un codazo al Namekiano en su cuello.

"No bajes la guardia!", Se rió.

"Será mejor que te des por vencido", dijo el secuaz. Tenía los brazos cruzados casualmente frente al Namekiano, que estaba luchando por levantarse. "El Maestro Bojack podría permitir que vivas... ¡tu serías su esclavo favorito!"

Piccolo se frotó el cuello y escupió.

"Será mejor que no me subestimes..."

Abrió las articulaciones de las manos y se colocó en posición de ataque. A continuación, el Namekiano concentró su fuerza durante varios segundos, acumulando su poder y luego disparando su ataque.

"¡Muere!"

La fuerza y la velocidad del ataque sorprendió completamente Bido. El ex militar no creía que su oponente todavía tenía esa cantidad de energía en reserva. Al no tener tiempo para esquivarlo, Bido se llevó la peor parte del ataque. Explotó a su alrededor con un gran estruendo.

"¿Quién es el siguiente?" El Namekiano dijo mientras dirigía su mirada hacia Zangya y Bujin.

Si él pudiera eliminarlos rápidamente, eso permitiría que Trunks luchara junto con él, posiblemente dándoles una pequeña oportunidad de ganar. Pero la pareja se limitó a sonreír, junto con Bojack que se reía tan fuerte como siempre.

"Buena demostración... Pero no creo que tu pelea haya terminado..."

Piccolo se dio la vuelta y se quedó en estado de shock, al verse de nuevo cara a cara con Bido, aún con vida y sin dejar de sonreír. Aturdido y asombrado, Piccolo nunca tuvo oportunidad. Antes de que pudiera pensar, dos golpes poderosos le impactaron la cabeza por ambos lados, justo en las sienes. Los impactos fueron simultáneos y devastadores, casi noqueando al Namekiano. Peor aún, no tenía absolutamente ninguna defensa contra el ataque final de Bido, que le hizo un agujero de seis pulgadas justo en su pecho.

Piccolo cayó al suelo... sin vida.

"Ya nos hemos divertido suficiente... ¡Acabemos con ellos!" Bojack ordenó.

Bido ya se estaba preparando para atacar a Trunks, aún atrapado por Zangya y Bujin, pero detrás de él de repente se volteó para ver al último Saiyano de pie cargando un poderoso ataque.

"¡¿Cómo te atreves a burlarte de el Príncipe de los Saiyanos?!", gritó.

Bido, confiado, preparado para luchar. No tenía ni idea de la gran cantidad de poder que Vegeta había puesto en el ataque. Pero Bojack, de pie detrás de él, no era tan tonto. De repente se dio cuenta de la magnitud del daño que el ataque sería capaz de hacer; era cualquier cosa menos inofensivo.

"¡Ataque de resplandor final!"

Vegeta gritó, disparando su ataque a Bido y Bojack, con la esperanza de destruirlos a ambos. Pero el líder de la banda desapareció, dejando a Bido allí por su cuenta para hacer frente a toda la fuerza de la ira del príncipe. Por un instante, pareció como si Bido podría ser capaz de contener el ataque, pero su última resistencia no tuvo éxito y traspasó rápidamente más allá de sus defensas después de eso. Abrumado por el poder completamente superior de Vegeta, el cuerpo de Bido comenzó a resquebrajarse, desintegrándose poco a poco.

Vegeta sonrió brevemente, pero su sonrisa se desvaneció rápidamente, sustituido por un cúmulo de sangre que escupió de su boca. Bojack había aparecido justo detrás de él y lo atravesó con una sola mano. Él iba a morir, todo había terminado. Sonriendo, Bojack empezó a comentar con sadismo.

"¡Grandioso ataque! Pero quedas completamente vulnerable después... "

Trunks, viendo con impotencia, no podía dejar de llamar a su papá.

"¡Padre!"

"¿Padre?" Bojack rió.

En la revelación de su parentesco, Bojack rió más fuerte que de costumbre. Todo esto era demasiado divertido para él.

"No te preocupes... ¡Pronto te unirás a él!"

Bojack se acercó al hijo de Vegeta. El chico estaba claramente asustado, después de haber visto a cada uno de sus amigos morir. Lo intentó de nuevo, luchando por liberarse de las ataduras de la energía, pero en vano. Divertido, Bojack lo golpeó una y otra vez. Finalmente, él se aburrió de golpear al muchacho y decidió terminar con él dándole el golpe gracia.

Los únicos que se quedaron ahora eran los seres humanos inconscientes. Aunque ciertamente mucho más poderosos que cualquier otro en el planeta, no estaban ni cerca de los Saiyanos o del Namekiano en cuanto a fuerza. Sin remordimiento, Bojack fue y aplastó el cuello de cada uno bajo su bota.

Los defensores de la Tierra fueron derrotados. Y el misterioso "Mister Satán", el llamado campeón de artes marciales del mundo, no podía detenerlos. Después del torneo ellos tomaron el control de la Tierra, convirtiéndose en Reyes, y exigieron un gran palacio construido para ellos por los seres humanos. Permanecieron allí durante varios meses, disfrutando del planeta más hermoso en esta parte del universo, junto con las alegrías de ser los amos de todo el mundo. Pero después de un tiempo ellos se aburrieron con las pequeñeces mundanas de la realeza y que sus necesidades fueran siempre satisfechas por los esclavos. Bojack y su banda estaban acostumbrados a luchar, era de lo que ellos Vivian. Y siempre estaba su sed de conquista; no pasó mucho tiempo hasta que se fueron en busca de otros planetas que conquistar.

Después de que ellos tres abandonaron la Tierra, atacaron cientos de mundos. En todas partes la gente comenzó a temerles, al oír de sus conquistas y crueldad. Rápidamente superó incluso la fama de Freezer. Su antiguo imperio finalmente se convirtió en el imperio de Bojack...

Tus comentarios sobre la página:

Cargando comentarios...
[es]
EnglishFrançais日本語中文EspañolItalianoPortuguêsDeutschPolskiNederlandsTurcPortuguês Brasileiro
MagyarGalegoCatalàNorskРусскийRomâniaCroatianEuskeraLietuviškaiKoreanБългарскиעִבְרִית
SvenskaΕλληνικάSuomeksiEspañol Latinoاللغة العربيةFilipinoLatineDanskCorsu